El cambio climático no da tregua

2020: el año registrado más caluroso en Europa

Cada año, la Sociedad Meteorológica de los Estados Unidos publica un informe sobre la situación climática a escala global. El del 2020 se publicó a finales de agosto de este año, y ha determinado que el año pasado fue uno de los tres años más cálidos desde que se tienen registros.

El informe explica que los principales indicadores que reflejan el calentamiento de nuestro planeta (como el nivel del mar o las temperaturas de los océanos) se mantienen constantes. De hecho, el 2020 fue el año más caluroso en Europa desde que se tiene constancia, ya que al menos 17 países registraron un récord de altas temperaturas anuales. Entre ellos hay España, Francia, Suiza, Bélgica, Noruega y Suecia.

Aunque parecía que la pandemia del COVID-19 y el desacelero económico que la acompañó tenían un efecto positivo en cuanto a cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero, con el estudio se ha constatado que el nivel de los gases de este tipo ha sido el más alto nunca registrado. Además, la temperatura media global ha aumentado 0,14ºC por década.

 

Consecuencias a escala global y a largo plazo

De forma simplificada, a partir de los resultados del estudio se puede afirmar que el calentamiento global de los océanos también llegó a niveles récord durante el año pasado. Según los científicos, incluso las capas oceánicas más profundas se han visto afectadas. Además, el nivel del mar ha aumentado por noveno año consecutivo.

Por su parte, el Ártico se sigue fundiendo y la temperatura media anual de sus áreas terrestres fue la más alta registrada en 121 años. El calentamiento también afecta a la Antártida, provocando el mayor deshielo de su superficie y afectando a más del 50% de la Península Antártica.

En el continente americano también se registraron temperaturas récord, y México sufrió un clima muy seco por culpa del retraso de los ciclones tropicales del Pacífico. Lo mismo ocurrió en África y Europa, donde se registraron temperaturas históricas en varios puntos de los continentes. En Asia la meteorología siguió la misma línea y, además, las temporadas de lluvias duplicaron su duración en más de una zona. Finalmente, el aumento de temperaturas dejó en Oceanía numerosos incendios que afectaron, sobre todo, al este de Australia.

 

La impasibilidad no es una opción

El cambio climático es una constante desde hace años, y es necesario que se tomen medidas tanto en el ámbito público como en el privado para mitigar sus efectos en la medida de lo posible. De hecho, si cambiamos algunos de nuestros hábitos diarios podremos ser más respetuosos con el medio ambiente. Una forma de dar un paso hacia la sostenibilidad es a través de la energía solar fotovoltaica y, en definitiva, de las placas solares

En SolarProfit estamos preparados para dar respuesta a todas las inquietudes y preguntas que tengas sobre esta energía renovable, ya que estamos especializados en llevar a cabo instalaciones de este tipo y a gestionar todas las acciones y documentación que se derivan de ello. Si quieres pasarte al autoconsumo, ahora es el momento.

VOLVER
900 25 35 45
Solicitar estudio
Solicitar estudio

Utilizamos «cookies» propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información

ACEPTO